El París romántico de Renzo Rainero

Junto al lanzamiento de la colección primavera verano 2015-2016 en un gran desfile en el Palacio Alsina, Renzo Rainero festejó sus 15 años en el mercado de la moda cordobesa con amigos e invitados especiales.

Renzo Rainero, sinónimo de elegancia y lujo en la ciudad de Córdoba, se hizo un nombre con importancia por darles a sus clientes exclusivos artículos de una confección completamente al nivel de los grandes. Esto mismo, hizo que abriera paso para marcar tendencia a nivel local y nacional.

Con una campaña impecable, una paleta de colores acotada pero suficiente para resaltar cada una de sus creaciones, la marca de calzados de cuero presentó en Palacio Alsina la nueva colección que ya está disponible en el Store y ha cobrado un éxito digno de Walter Rainero, director creativo e imagen de la firma.

Al sonido de una voz melódica con acento francés, comenzaba el desfile que marcará una diferencia en la temporada. Modelos for export como Jovanka Novakovich, Carla Gebhart y Renata Musinskyte fueron las joyas del evento, que tuvo como protagonista a la colección. Luces direccionales –que apuntaban sobre pasarela las piezas maestras– lograron darle la importancia necesaria a cada diseño.

Para ellas, una línea urbana de zapatillas con recortes, charol y leopardo, botas a medio tobillo casi texanas, son las estrellas doradas de la temporada. Sin embargo, una amplia gama de diseños cobraron importancia al salir a escena. Gladiadoras, simples y más recargadas, algunas de cuero acharolado, otras de gamuza, con tiras y flecos. Claro que no podían faltar las bucaneras y aquellos stilettos clásicos de taco aguja en rojo, azul, negro, aunque el color por excelencia fue el nude, que tomó protagonismo rápidamente.

Mientras tanto, se sumó una colección bastante particular para ellos. Zapatos a los que no se les podían sacar la vista de encima, pensando que podrían ser exactamente especiales para esa ocasión particular. Acharolados, con un brillo sutil y colores sumamente esenciales. Aunque también una línea más urbana en donde el borcego cobraba especial lugar.

El cuero de alta calidad, sin duda, es aliado de la marca y ya forma parte de su esencia, por lo que algunas modelos vestían –con gran porte– chaquetas que valen la pena tener en el armario convirtiéndolas en el comodín necesario temporada tras temporada debido a la nobleza de sus creaciones.

Una vez finalizado el desfile, bajo el cielo de la noche, una fiesta de celebración se imponía entre los invitados. 700 personas es un número para destacar, cada cual con un look especial para la noche que se abría paso. Viniendo del éxito inigualable de Renzo Rainero, el evento se convirtió en esos que se remarcan en el calendario y son el comentario del año.

Fotografías cedidas por la marca

Be first to comment